Alimentación Balanceada en 5 pasos

Saber cómo lograr una Alimentación Saludable se convierte cada día más  en la base de un estilo de vida saludable, nos ayuda a evitar  enfermedades  como la diabetes, obesidad, enfermedades del corazón y hasta el cáncer. Pero mucho se preguntarán….cómo lo hago? Aparecen mensajes en nuestra mente que nos indican que es muy difícil…y en realidad, no lo es, hoy quiero darte unos consejos para que los apliques en tu día a día y logres esa anhelada alimentación balanceada:

Cuando hablamos de una alimentación saludable debemos tener en cuenta cuatro principios fundamentales: El primero es que esta debe ser completa, es decir que debemos consumir de TODOS los grupos de alimentos: proteínas, grasas, carbohidratos, vitaminas, minerales y agua. Es por esto que una dieta en la que tendemos a consumir siempre los mismos alimentos como por ejemplo las famosas dietas de “Sólo proteínas” o “Sólo frutas”, no cumplen con esta ley y no nos proporcionan  todos los nutrientes que nuestro cuerpo necesita.

El equilibrio habla de la proporción que deben guardar los nutrientes. Los carbohidratos por ejemplo son nuestra principal fuente de energía y es por esto que son los que más necesitamos en términos generales. Cuando hablamos de carbohidratos, incluimos alimentos como los cereales y derivados, tubérculos, dulces, frutas y vegetales. Debemos incluirlos pero ojalá estos sean integrales, no refinados y que sean lo más naturales posible. Las frutas y verduras son alimentos que NO deben faltar en nuestra alimentación diaria.

Las proteínas son las encargadas de “construir” nuestros músculos, y por eso la importancia de incluir de 3 a 4 porciones al día como: queso, leche y sus derivados,  huevo, pollo, pescado, carnes y granos como las lentejas, fríjoles, garbanzos, maní y nueces. 

En cuanto a las grasas, debemos asegurar un consumo de aquellas que son más saludables como los aceites vegetales (especialmente el de oliva), aguacate, pescados de mar (salmón, atún), nueces y frutos secos ya que nos proveen funciones vitales para nuestro organismo.

Una alimentación saludable debe ser suficiente y adecuada, por eso no podemos olvidarnos de la  cantidad y calidad, pues el exceso de alimentos, así sean saludables nos pueden llevar a un aumento de peso y complicaciones como la diabetes, la hipertensión arterial, enfermedad cardiovascular entre otras. Comer hasta que nos sintamos satisfechos, esa es la clave, evitar repetir comidas y grandes cantidades e incluir alimentos más naturales y enteros serán clave para obtener una buena calidad de nutrientes.

Estos son 5 pasos sencillos que  resumen de manera práctica cómo puedes llevar una alimentación más saludable y balanceada:

  1. Nunca omitas o repitas un tiempo de comida , por ejemplo “saltarse” el desayuno.
  2. No olvides consumir 5 porciones al día entre frutas y verduras
  3. Evita consumir exceso de azúcar y sal refinada
  4. Prefiere siempre alimentos integrales por su mayor aporte de fibra
  5. Varía tus alimentos cada día, no te acostumbres a una dieta monótona.
  6. Evita el exceso en cualquier tipo de alimento, cuida el tamaño de tus porciones, así podrás DISFRUTAR de los alimentos saludables pero también de aquellos que nos generan placer, manteniendo  siempre el equilibrio.

Recuerden: NO es una DIETA: es una vida en EQUILIBRIO. 

Autor: Lina María Valencia A.

Nutricionista Dietista, PUJ.

Epidemióloga, U. Valle

Fundadora y Co Propietaria de Nutrición en Movimiento